domingo, 11 de noviembre de 2012

Las nuevas formas de protestas


Las protestas populares ya no son solo con piedras, balas y palos


Por Luis Emilio Brito Arias, MA. 

Los pueblos hoy en día ya no se calman con palabras sensatas, los jóvenes comparten un mensaje como un virus en las redes sociales y se manifiestan virtualmente transmitiendo esa agresividad hasta materializar acciones físicas ante la sociedad.
La muerte violenta del joven estudiante de medicina de la Universidad Autónoma de Santo Domingo (UASD) William Florián, será un nuevo ejemplo del poder que tienen los medios digitales en la era del internet y especialmente en la República Dominicana.
Una muestra de este poder se demostró con la lucha para lograr que los políticos pusieran en sus agendas que el país necesita mayor educación y mejor calidad de la misma, hasta que en campaña no tuvieron más opción que prometer un 4% a la educación, pero ¿qué diría usted si sabe que hay países en el mundo que invierten un 12% del PID, en la educación de sus ciudadanos ofreciendo una educación de cuatro horas diarias mayor a la nuestra y tres año más para lograr un bachillerato? ¿Qué diría usted si para igualar nuestra educación con esos países necesitaríamos aproximadamente 2500 horas clase más por asignatura cursada al finalizar el bachillerato?
Es lamentable, que para que podamos tener un poco más de educación tengan que morir jóvenes valiosos como el estudiante William Florián y hago este planteamiento ya que la reforma fiscal es la que promete mayor inversión en Educación.
En un país donde casi la mitad de la población no está de acuerdo con las autoridades de turno, es peligroso que sucedan cosas como estas y es por eso que el presidente Danilo Medina Sánchez, además de dar las condolencias a los familiares del joven caído, debe tomar acciones correctivas para que la Policía Nacional tenga otros mecanismos de control del orden público ante protestas legitimas como estas, ya que nuestra constitución así lo ordena.
Este modelo de gobierno se me parece un poco al que empezó a utilizar el Presidente Rajoy en España, cuando de inmediato aprobó una nueva reforma laboral afectando la mayoría de la clase trabajadora y la gente se lanzó a las calles, se realizaron vigilias nacionales en las plazas mayores de los pueblos, se dramatizaron los efectos de la crisis y quienes la provocaron, se hicieron grafitis entre otras protestas pacificas, en el peor de los casos algunos golpes con macanas se le dieron a los manifestantes, pero esto que ha sucedido aquí en mi querido país, no debe seguir sucediendo.
Jóvenes Dominicanos y Dominicanas, cuidemos nuestra integridad intelectual, física y moral, cuando hay que protestar hay que hacerlo con gallardía, coraje y decisión pero con mucho cuidado ya que la historia nos ha demostrado que nuestras fuerzas armadas son enemigos del joven que se educa y se prepara, mucha sangre se ha derramado en esta Quisqueya de Juan Pablo Duarte para lograr los avances que tenemos.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Esperamos que su comentario contribuya al desarrollo de los gobiernos locales .